Los efectos del by-pass gástrico y la gastrectomía tubular sobre la densidad mineral ósea son similares en el primer año postquirúrgico

Los efectos del by-pass gástrico y de la gastrectomía tubular, dos técnicas de cirugía bariátrica, sobre la densidad mineral ósea son similares en el primer año post-quirúrgico, según las conclusiones del estudio Effect of Bariatric surgery on bone mineral density: comparison of gastric bypass and sleeve gastrectomy, publicado en Obesity Surgery y que tiene como primera firmante la Dra. Nuria Vilarrasa.

La cirugía bariátrica es la técnica más efectiva para lograr una pérdida de peso significativa y mantenida en el tiempo en pacientes con obesidad mórbida. La cirugía mejora todas las comorbilidades asociadas a la obesidad, la calidad de vida y el riesgo de mortalidad. Pero los pacientes intervenidos pueden desarrollar complicaciones nutricionales y también alteraciones del metabolismo óseo que hasta ahora han sido poco estudiadas. En este sentido, el grupo de obesidad mórbida del hospital ha desarrollado una línea de investigación, con la colaboración del Servicio de Reumatología, para el estudio de la enfermedad ósea tras la cirugía bariátrica.

Las conclusiones son que los efectos del by-pass gástrico y la gastrectomía tubular sobre la DMO son similares en el primer año postquirúrgico. Las mujeres de mayor edad, menopáusicas y que pierden más masa magra después de la cirugía tienen un riesgo superior de desarrollar enfermedad ósea, aunque la presencia de osteoporosis es infrecuente.

El artículo tenía como objetivo comparar los efectos en la densidad mineral ósea (DMO) del by-pass gástrico (técnica que tiene un componente malabsortiu moderado) y la gastrectomía tubular (técnica únicamente restrictiva) en un grupo de mujeres emparejadas por edad y índice de masa corporal, así como analizar los factores asociados a una DMO baja. La hipótesis inicial era que, al año de la cirugía, el factor más importante para disminuir la DMO era la pérdida de peso (que al año es similar en las dos intervenciones) y no la alteración en la absorción de calcio y vitamina D (observada en el by-pass gástrico), de modo que los efectos serían iguales en ambas técnicas.

Los resultados confirmaron que los porcentajes de pacientes con disminución de DMO fueron similares en el grupo de by-pass (24%) y de gastrectomía tubular (18%, p=0,082). Únicamente una paciente en los dos grupos presentó osteoporosis. Tampoco se encontraron diferencias en la DMO a nivel de cuello femoral y columna al año. La edad, la presencia de menopausia y la cantidad de masa magra fueron los factores asociados a una DMO baja. Por el contrario, no se observaron asociaciones con las concentraciones de PTH, vitamina D, IGF -1, porcentaje de exceso de peso perdido, ni tipo de técnica quirúrgica.

Puede consultar el abstract del artículo haciendo clic aquí.

Notícies relacionades |Noticias relacionadas | Related news

Comments are closed.

Home | eHub | Email