Un estudio publicado en la revista Nature ha asociado una región del cromosoma 16 en la tendencia a sufrir obesidad o bajo peso. El estudio ha contado con la participación del Dr. Fernando Fernández Aranda y la Dra. Susana Jiménez, facultativos del Servicio de Psiquiatría de nuestro Hospital e investigadores del grupo de investigación de Psiquiatría y Salud Mental del IDIBELL y del Centro de Investigación Biomédica en Red de Fisiopatología de la Obesidad y Nutrición (CIBERobn).

La obesidad mórbida y el peso bajo están relacionados genéticamente

El trabajo ha sido coordinado por Alejandro Raymond y Jacques Beckman, del hospital regional de Lausana, en Suiza, y ha contado con la participación de cinco centros españoles: el Instituto de Investigación Biomédica de Girona, el Centro de Regulación Genómica, la Universidad Rovira i Virgili, el Hospital Virgen de la Victoria de Málaga, y el IDIBELL.

Los autores ya habían publicado en un trabajo anterior que la supresión de la región 16p11.2, del cromosoma 16, incrementa en 43 veces la probabilidad de padecer obesidad mórbida. Ahora, los investigadores han comprobado que la duplicación de esta región provoca el efecto contrario: los portadores de esta alteración genética tienen más de ocho veces más probabilidad de sufrir bajo peso.

Los bebés que nacen con esta alteración genética tienen un peso significativamente más bajo de lo normal, problemas de crecimiento, un tamaño de la cabeza más reducida y una mayor probabilidad de sufrir trastornos neurocognitivos y psicológicos. Otros estudios ya habían vinculado alteraciones en la misma posición del cromosoma 16 en varios desórdenes cognitivos, como el autismo (supresión de la región) y la esquizofrenia (duplicación).

La investigación ha incluido más de 95.000 personas y ha contado con la colaboración de más de cien centros de investigación de todo el mundo.

Septiembre 2011

Notícies relacionades |Noticias relacionadas | Related news

Comments are closed.

Home | eHub | Email