El equipo del Hospital Universitario de Bellvitge y el Instituto Catalán de Oncología de Hospitalet

El Hospital Universitario de Bellvitge y el Instituto Catalán de Oncología (ICO) l’Hospitalet han iniciado la aplicación clínica del tratamiento con el radiofármaco Lu-177-Dotate en pacientes con metástasis inoperables de tumores neuroendocrinos del tracto gastrointestinal del intestino medio. Esta alternativa terapéutica asistencial, que se está implantando de manera progresiva a nivel mundial, frena la progresión de la enfermedad con menos toxicidad y mejora la calidad de vida de los enfermos.

El Lu-177-Dotate es un fármaco radioactivo (radiofármaco) con afinidad específica por los receptores de somatostatina de las células tumorales de este subtipo de cáncer, donde la radiación beta provoca la muerte celular. El tratamiento estándar incluye 4 dosis que se administran 1 cada 8 semanas, en una habitación especial del Servicio de Medicina Nuclear del Hospital de Bellvitge, de gestión compartida entre el Hospital y el Instituto de Diagnóstico por la Imagen.

Uno de los hechos diferenciales de este tratamiento es que se ha apostado por una terapia individualizada. Siempre que las condiciones del paciente lo permitan, se opta por una terapia tipo hospital de día (8 horas) en lugar del ingreso hospitalario. También constituye un hecho diferencial los estudios dosimétricos post-tratamiento con imágenes seriadas identificando la diferente acumulación del radiofármaco a las metástasis para diferenciar precozmente los pacientes respondedores de los no respondedores. En el primer paciente que ha iniciado el tratamiento después de las dos primeras sesiones, una vez realizado el TAC de control se evidencia como se ha frenado el crecimiento del tumor en todas sus localizaciones.

En la implantación progresiva del Lu-177 ha contribuido la reciente publicación de los resultados del ensayo clínico NETTER-1 (Strosberg J et al. N Engl J Med 2017; 376:125-135). El Servicio de Medicina Nuclear, participó en este ensayo durante los años 2014-15. Las limitaciones más importantes son el coste elevado, los requerimientos (estructurales, normativos, de personal especializado y de equipamiento) y la complejidad del procedimiento.

En la transición de la investigación a la asistencia han sido determinantes la sensibilidad y coordinación entre las instituciones implicadas, así como la implicación de los profesionales. Cada tratamiento requiere la participación activa multidisciplinar y coordinada por varios profesionales: el oncólogo médico que propone cada candidato al comité donde se valida según los criterios de inclusión de un protocolo interno; los profesionales de medicina nuclear-radiofarmacia- farmacia que validan la indicación y piden cada dosis (actualmente con un procedimiento de uso compasivo); y el Servicio de Medicina Nuclear donde se realiza la visita pre-tratamiento, la administración del radiofármaco y la comprobación por imagen de la acumulación del tratamiento a las lesiones, y donde participan médicos nucleares con una formación específica, enfermeros referentes, técnicos y especialistas en radiofarmacia y radiofísica.

Los tumores neuroendocrinos

Los tumores neuroendocrinos son tumores relativamente poco frecuentes, unos 5 casos por 100.000 habitantes cada año, aunque su incidencia está creciendo en los últimos años. Los más comunes se localizan en el tracto gastrointestinal, es decir, en el estómago, intestino y páncreas. La supervivencia global a los 5 años es del 65%.

El Instituto Catalán de Oncología y el Hospital Universitario de Bellvitge (ICO-HUB) es uno de los cuatro hospitales referentes en tumores neuroendocrinos en Cataluña.

19 de julio de 2017

Notícies relacionades |Noticias relacionadas | Related news

Comments are closed.

Home | eHub | Email